Míranos. Estamos aquí

Share Button

Con una mandala que fueron sembrado con delicadeza y tino, más de sesenta indígenas de varias etnias, acompañados de público, celebraron el 9 de agosto el Día Internacional de los Pueblos Indígenas en el memorial del Centro de Memoria, Paz y Reconciliación.

En el gran rombo atravesado por líneas cuadradas de arco iris, los asistentes iban poniendo flores y frutas mientras un pebetero quemaba los aromas de varias yerbas en esta tradición secular de los pueblos ancestrales para cantarle a la vida.

El taita Víctor Jacanamijoy Jajoy, de la comunidad Inga, en medio de cantos en su lengua alababa al sol y ponía a todos a decir que somos hijos de la tierra.

Tamboras, gaitas y acordeones sonaban en manos de varias indígenas de los pueblos yacona, nasa inga, arhuaco y pastos, entre otros.

Todos hablaron rescatando este día mundial en defensa de los comunidades ancestrales, pero a la vez llamando a la paz de Colombia. “Hoy se levanta la oportunidad de alcanzar para todos lo que siempre hemos defendido por miles de años nosotros, la paz”, anotó el taita Víctor.

Darío Colmenares, a nombre del Centro de Memoria, Paz y Reconciliación, saludó el evento y reiteró que las puertas de esta entidad siempre estarán abiertas para que los pueblos indígenas, con su sabiduría y fraternidad acudan con sus enseñanzas para todos nosotros en los eventos que estimen.

La ceremonia hacía parte de la apertura de la exposición en el Centro de Memoria, Míranos. Estamos aquí, auspiciada por el ministerio de Cultura que recoge el proyecto del artista venezolano Antonio Briceño.

Se trata de grandes piezas de tres caras con decenas decenas de fotografías de los pueblos indígenas de 21 comunidades que integran un retrato familiar, el de un líder que representa la unidad del pueblo y el de un sabedor o médico tradicional.

La exposición estará abierta al público en la entrada de la 26 del Centro de Memoria hasta el mes de septiembre.

RRO